martes, 22 de febrero de 2011

Gnósticos libertinos



       Leo en “La gnosis eterna. Antología de textos gnósticos griegos, latinos y coptos III. Versión de textos de gnósticos libertinos y de los testimonios hermético-gnósticos, alquímicos y neoplatónicos” que existió, a principios del siglo II, una secta cristiana que predicó el suicidio como forma de salvación.
Esta escuela sospechaba que la muerte, lejos de dotarnos de paz, era un barranco que nos abocaba a un padecer eterno; así hubiéramos adorado a un Dios u a otro. El único camino para Salvar el alma, predicaban, era quitarse la vida. Estos cristianos advertían en la crucifixión un signo con el que Dios anunciaba cómo alcanzar la paz eterna. “Si nuestro Señor, el Único, el Misericordioso, planificó su propia muerte […] Se hizo carne para luego flagelarse utilizando las manos que él mismo había creado a partir del barro […] Sólo queda un camino para ser ascender al Cielo”, se puede leer en un texto, fechado en el año 79 d.c., declarado apócrifo por la Iglesia canónica.
Esta secta padeció una breve persecución. Sus predicadores y devotos murieron antes de lograr extender su palabra.

7 comentarios:

  1. Al final tomes el camino que tomes, al hoyo.

    ResponderEliminar
  2. Hola, donde conseguiste ese libro!

    ResponderEliminar
  3. Hola, Ignacio.
    Pues no recordamos dónde encontramos este libro en concreto. En alguna de las librerias de viejo de Barcelona.

    ResponderEliminar
  4. Juan de Madre...desmadraste!!! Es una vil mentira lo que dices... Ese libro aún no está publicado por la editorial Trotta. (31/01/2014) No mientas mas y sé mas rigurorso con la información que pones ya que, puedes prestar a confusión en temas delicados como este.

    ResponderEliminar
  5. di mil veces jesús y vas al cielo

    ResponderEliminar